Padres  |  Poif

Padres

   Padres
   
Para lograr éxito en la formación integral de los hijos (as) es fundamental por qué:
   
Se identifiquen con la filosofía y la política de la institución. Promuevan relaciones estables, amorosas y respetuosas entre los miembros de la familia.
       
Ayuden a sus hijos a desarrollar una imagen positiva de sí mismos: Autoestima adecuada, a través de la valoración de sus habilidades intelectuales, sociales y físicas. Sean conscientes de la necesidad de la autoridad fomentada en el diálogo, el respeto la exigencia y el amor por sus hijos.
       
Cuiden de sí mismos evitando ingerir bebidas alcohólicas, fumar ó consumir sustancias alucinógenas. Un padre y una madre que se expresen y permitan que sus hijos también lo hagan.
       
Ayuden a sus hijos a desarrollar una imagen positiva de sí mismos: Autoestima adecuada, a través de la valoración de sus habilidades intelectuales, sociales y físicas. Promuevan relaciones estables, amorosas y respetuosas entre los miembros de la familia.
       
Sean conscientes de la necesidad de la autoridad fomentada en el diálogo, el respeto la exigencia y el amor por sus hijos(as).  Un padre y una madre que se expresen y permitan que sus hijos también lo hagan.
         
     
Cuiden de sí mismos evitando ingerir bebidas alcohólicas, fumar ó consumir sustancias alucinógenas. Promuevan una disciplina que conduzca a la autorregulación sin sobreprotección ni represión basada en el respeto y el bien común.
       
Comprendan que el desarrollo espiritual se fundamenta en la vivencia del amor en el hogar, pues los jóvenes sólo pueden abrirse a Dios, al amor, a la misericordia y al perdón, en la medida en que los experimenten en sus relaciones familiares.  Den la oportunidad a sus hijos de ser personas únicas y especiales reconociéndoles el derecho de ser ellos mismos.
       
Se comuniquen con el docente respetuosa y oportunamente. Asignen responsabilidades a sus hijos de acuerdo con su edad.
       
Centren siempre sus correcciones en el comportamiento del niño o el joven orientándolos hacia su bienestar. Faciliten un excelente ambiente de estudio para su desarrollo intelectual, mediante el ejemplo, la investigación y la comunicación.
       
Promuevan en su hogar una imagen positiva de la Institución para que el estudiante se sienta feliz de pertenecer a ella. Se preocupen por la formación afectivo-sexual de sus hijos mediante la vivencia cotidiana del amor, la fidelidad, el perdón, el respeto y la tolerancia.
       
Se sientan directamente responsables y comprometidos en la formación de sus hijos (as), ya que la Institución es colaboradora de su desarrollo integral.